Tendencias & Innovación

Equilibrio financiero en 5 + 1 pasos

equilibrio financiero

Mantener el equilibrio financiero puede evitar el fracaso de un negocio y permitir que éste continúe su desarrollo. Hacer frente a los tiempos de inactividad causados por factores como las fluctuaciones estacionales o poder mantener los procesos en marcha durante la espera de los pagos de los clientes son circunstancias a las que la mayoría de empresas deben enfrentarse en algún momento, que pueden superarse más fácilmente cuando se cuenta con el respaldo que da el equilibrio financiero

 

 

Planificación: el primero paso para lograr el equilibrio financiero

Identificar el capital disponible, los gastos probables y los ingresos previstos permite situarse en una buena posición desde la que planificar las cuentas del negocio. Lograr el equilibrio financiero puede requerir de cálculos avanzados, por lo que es recomendable tomarse el tiempo necesario para determinar cómo lograr los objetivos presupuestarios y fijar la cantidad que se puede invertir en los distintos componentes del negocio.

Esta planificación es necesaria para detectar errores contables de manera prematura, cuando aún se está a tiempo de reaccionar. Además, el proceso de planificar con la vista puesta en lograr el equilibrio financiero hace posible disfrutar de ventajas como las siguientes:

 

  • Reevaluar el presupuesto del ejercicio precedente y practicar los ajustes necesarios en el actual.
  • Mejorar la capacidad de pronóstico de ingresos.
  • Minimizar errores en el cálculo de gastos fijos y también de los variables.
  • Predecir la posibilidad de que surjan gastos excepcionales u otros imprevistos que pudieran afectar a las finanzas del negocio.

 

Independientemente del tipo de sistemas, herramientas y procesos que se utilicen para hacer la planificación financiera, es importante que ésta se apoye en datos objetivos, contrastados y de calidad y, en la medida de lo posible, que se automatice, para evitar errores humanos que podrían afectar al objetivo final.

 

6 formas de lograr el equilibrio financiero del negocio

El equilibrio financiero puede hacerse realidad en los próximos meses si se observan las siguientes mejores prácticas:

 

  1. Revisar el presupuesto del año pasado para saber si coincide con los ingresos y gastos actuales del negocio. Esta revisión permitirá cambiar las cosas que no fueron bien y repetir y mejorar las áreas que funcionaron.
  1. Recurrir a la analítica predictiva para averiguar qué ingresos mensuales percibirá el negocio y evitar exceder el gasto, controlando la inversión en personal, materiales y otras partidas.
  1. Tratar de convertir los costes variables en fijos, puesto que son más sencillos de supervisar. Por ejemplo, en vez de pagar el teléfono por uso, cambiarse a un plan mensual.
  1. Estimar el aumento en costes fijos que implica la expansión del negocio. El crecimiento de la empresa puede reflejarse en la necesidad de alquilar nuevos locales comerciales, contratar a más empleados o aumentar el espacio de almacenamiento de datos en la nube.
  1. Tratar de afianzar el equilibrio financiero prediciendo la mayoría de gastos en los que incurrirá la empresa y, como siempre aparecerá alguno inesperado, planificar que se incluya un fondo de contingencias para cubrir este tipo de costes.

 

Además de estas cinco recomendaciones, las probabilidades de lograr el equilibrio financiero aumentan cuando se monitorizan las cuentas. El seguimiento permite hacer ajustes sobre la marcha que evitan consecuencias negativas al negocio y aumentan su visibilidad sobre las operaciones. Pero, para hacer una adecuada monitorización necesitas contar en tu negocio con el talento adecuado.

 

¿Conoces el Máster en Dirección Financiera y Gestión de Capital de OBS Business School?