Tendencias & Innovación

Cultura empresarial ejemplos: Whole Foods Market

cultura empresarial ejemplos

Es difícil encontrar, a la hora de pensar en una cultura empresarial, ejemplos tan completos como el de Whole Foods Market.  Esta organización apuesta por un futuro sostenible, trabajando por ofrecer una amplia variedad de productos naturales y orgánicos que mejoran la calidad de vida de los consumidores, a la vez que su producción respeta el medio ambiente.

Su propósito reza claro: “Con gran coraje, integridad y amor, abrazamos nuestra responsabilidad de co-crear un mundo donde cada uno de nosotros, nuestras comunidades y nuestro planeta puedan florecer celebrando el puro amor y alegría que significa la comida”. Con John Mackey, impulsor del capitalismo consciente a la cabeza, esta compañía con cerca de cinco millones de seguidores, sólo en Twitter, puede inspirarte para tu cultura empresarial ejemplos de su buen hacer.

 

Cultura empresarial ejemplos de buenos propósitos que se hacen realidad

Igual que sucede con la cultura empresarial de ejemplos de otras compañías, la visión de Whole Foods Market de un futuro sostenible no puede concebirse sin dar a la creatividad humana, la diversidad y la elección individual el valor que merecen.

Lo que hace especial este caso es la forma en que consiguen hacer realidad lo que, en otras organizaciones sólo queda representado como un simple propósito. Y para que te inspires por los mejores, en las siguientes líneas encontrarás 7 pistas que te ayudarán a conocer mejor esta cultura empresarial con ejemplos de saber hacer como:

  1. El valor de los clientes.Satisfacemos, deleitaremos y nutriremos a nuestros clientes”. Para ellos cada consumidor es importante y se considera, no sólo parte del negocio, sino su alma misma.
  2. La importancia del equipo. “Apoyamos a la felicidad y excelencia de todos los miembros del equipo”. Saben que su éxito depende de la energía e inteligencia colectiva de todas las personas que forman la organización y, por eso, trabajan por impulsar su motivación y fomentar su crecimiento y desarrollo, tanto en lo personal como en lo profesional.
  3. La calidad como factor diferencial. “Vendemos los productos orgánicos y naturales de más alta calidad en el mercado”. Desde su convencimiento de que esta clase de productos pueden marcar la diferencia en el organismo y, por tanto, en la calidad de vida de las personas, su apuesta se centra en la producción local y sostenible; algo que refuerza los valores de una cultura empresarial que deja ejemplos tan inspiradores como los relacionados con la calidad de su oferta o su lucha por defender lo orgánico.
  4. El servicio a la comunidad. “Servimos y apoyamos a nuestras comunidades locales y globales”. Un negocio ligado al barrio en el que se ubica cada establecimiento, a su comunidad, su región y a la comunidad global más grande a las que sirven y tratan de mejorar a través de donaciones que dan soporte a tres fundaciones distintas, una enfocada en los niños, otra en las ciudades y la última, en el planeta.

Además, apuestan por la sostenibilidad, las prácticas de gestión ambiental activa y promueven la educación para una alimentación saludable. ¿Conoces alguna otra cultura empresarial con ejemplos de este tipo?