Tendencias & Innovación

Logística empresarial: Automatización de procesos pieza clave para la industria

logistica empresarial

La logística empresarial es la encargada de organizar los procesos internos de una empresa a través de gestión, planificación y organización de tareas que hacen posible el desarrollo del negocio. Dentro de las acciones que lleva a cabo, las más importantes son todas las relacionadas con la distribución, el transporte y el almacenamiento de las mercancías.

En un entorno corporativo cada vez más competitivo, para alcanzar unos buenos resultados es esencial ofrecer ventajas competitivas. Este objetivo pasa obligatoriamente por optimizar la gestión de recursos que coordinan todos los procesos implicados en la logística empresarial.

Y ha sido el avance de la tecnología, la que ha traído consigo cambios importantes en el comportamiento de compañías. El más importante ha sido el de la Automatización de los Procesos. Este sistema permite el desarrollo de sistemas de control sin la intervención de los trabajadores, es decir, son aplicaciones totalmente automatizadas que presentan grandes ventajas para cualquier empresa, pero en especial, para las compañías logísticas.

De hecho, acciones como la preparación de pedidos, anteriormente gestionadas por un equipo humano, ya son operaciones logísticas automatizadas, que además de traer mejoras en la productividad, permiten una reducción importante de costes.

 

¿Cuáles son las funciones de la logística empresarial?

Sin duda alguna, la logística es la pieza clave en la cadena de producción y suministro de cualquier empresa. Por ello, es fundamental crear estrategias para la gestión y planificación de todos los procesos relacionados con el almacenamiento y traslado de materiales.

Para alcanzar estas metas, la logística debe cumplir con eficacia una serie de funciones, entre las que destacan:

 

  • Servicio al cliente. Gracias a la logística, el departamento de ventas puede gestionar los productos y servicios en función de las necesidades de los clientes. No solo se reducirán los tiempos, sino que las respuestas serán más eficientes.
  • Transporte y distribución comercial. Es el proceso de planificación de las rutas de transporte más adecuadas. Se trata de establecer los canales idóneos para la distribución de los productos.
     
  • Gestión de inventarios. La logística empresarial permite llevar un exhaustivo control del stock, tanto de las materias primas como de los productos finales.
     
  • Gestión de información. A través de la recogida y el análisis de los datos extraídos de todos los procesos, las empresas obtienen gran cantidad de información sobre los pedidos. Esto permitirá detectar los errores y eliminarlos.

 

La automatización, impulso tecnológico para la logística empresarial

La optimización de los procesos logísticos pasa por estas 4 claves fundamentales. Ninguna de ellas podría llevarse a cabo sin la automatización de las tareas:

  1.    Aprovechar las ventajas de las nuevas tecnologías

Para adelantarse a la competencia y no perder oportunidades, hay que seguir las últimas tendencias del mercado en materia tecnológica. Las nuevas plataformas permiten obtener información precisa y en tiempo real, monitorizarla y gestionarla adecuadamente.

  1.    Ofrecer multicanalidad

No hay que perder de vista canales alternativos de venta, como el online, que ha revolucionado el sector de la logística. Cualquier tipo de empresa debe estar operativa a través de dispositivos móviles, tablets y plataformas web.

  1.    Reducción de costes

Para aumentar ingresos, los responsables de las compañías deben invertir en medidas que a la larga supongan una reducción de gastos. En este sentido, la automatización desempeña un papel fundamental, porque aunque exija una inversión inicial, a la larga traerá mejores resultados.

  1.    Gestión de inventarios automatizada

El almacenamiento de materiales debe estar sometido a un control constante, y para conseguirlo, es necesario contar con aplicaciones que se actualicen en tiempo real e informen constantemente del estado del almacén.

 

La logística es, sin duda, la pieza clave en la cadena de producción y suministro de cualquier empresa, ya que a través de ella, ponen a disposición de los clientes sus productos y servicios. Pero exige a los directores de producción contar con las habilidades necesarias para adaptarse al ritmo del mercado.

Hay diferentes alternativas para conseguirlo. Las más eficaces son aquellas que les aporte los conocimientos necesarios para optimizar el negocio, como es el caso de los Máster en Dirección de la Producción y Mejora en Procesos Industriales, que ofrecen los elementos clave que impactan directamente en los resultados de las compañías.