Tendencias & Innovación

Tipos de base de datos cloud

tipos de base de datos

Una base de datos en la nube es almacén de contenido informacional organizado y escalable que se ejecuta en una plataforma de computación cloud que puede ser privada, pública o híbrida. Existen distintos tipos de base de datos en este entorno y de ellos y sus ventajas habláramos en las siguientes líneas.

 

 

 

 

¿Cuáles son los tipos de base de datos en la nube?

Además de los tipos de base de datos en la nube que se diferencian en función del proveedor, que confiere características y funcionalidades únicas a sus propuestas comerciales; podría simplificarse estableciendo que existen dos modelos de base de datos en la nube, a saber, el modelo en la nube tradicional y la base de datos como servicio (DBaaS).

Ebook GRATIS: Propiedad intelectual

Estos dos tipos de base de datos en la nube se caracterizan por:

  • En el modelo de nube tradicional, la base de datos de contenido se ejecuta en la infraestructura de la empresa en particular. Eso significa que la responsabilidad acerca de cualquier supervisión que se necesite para garantizar su correcto funcionamiento recaerá en los profesionales de TI de la organización.
  • La base de datos como servicio, por su parte, se ejecuta en la infraestructura del proveedor de servicio. Por este motivo es este mismo quien se tiene que responsabilizar de cualquier problema o fallo informático que se produzca. El proveedor de servicios asume la responsabilidad total de gestionar la base de datos de sus clientes, lo que permite a estos centrarse en sus operaciones y poner el foco en sus objetivos de negocio, sin tener que preocuparse por cuestiones que afectan a todos los tipos de base de datos en la nube, como pueden ser el mantenimiento o la seguridad.

 

¿Cuáles son las ventajas de la base de datos como servicio en la nube?

Cuando se elige uno de los tipos de base de datos en la nube más beneficiosos para el negocio, la DBaaS, se logra una importante mejora en comparación con la database on premise por ventajas como las siguientes:

  1. Se superan las limitaciones que impone la infraestructura física. El proveedor de servicio es quien se ocupa de mantener la base de datos, proporcionar almacenamiento y otra infraestructura. Es su responsabilidad, por lo que deja de ser una preocupación para el negocio.
  2. Mejora la escalabilidad. La contratación del modelo DBaaS permite la escalabilidad automática. Esto supone que se paga por lo que se consume, aunque, para las horas pico de negocios o picos inesperados durante festivales y días especiales siempre habrá espacio de almacenamiento disponible.
  3. Aumenta la rentabilidad. La reducción del gasto de capital para las empresas es otra ventaja, ya que ya no tienen que preocuparse por los costes operativos o la actualización de la infraestructura. Todas estas cuestiones están gestionadas directamente por el proveedor de la nube.
  4. Disponibilidad de la última tecnología. Las empresas ya no tienen que preocuparse por gastar dinero en la compra de nuevas tecnologías porque de actualizar la infraestructura se ocupa el proveedor de la nube.

 

Elegir entre los diferentes tipos de base de datos en la nube supone ya un paso adelante, confirmando que se han dejado atrás los entornos tradicionales y se está listo para el despegue. Una decisión así influye positivamente en cualquier estrategia de transformación digital del negocio.

 

Ebook GRATIS: Propiedad intelectual